Montones de chatarra

Posted in 8 – Cómo se hacen las cosas, En la calle


Hay que hacer algo con la chatarra, de lo contrario el mundo se vería cubierto de ella. Por ello, se acumula en unos grandes depósitos para poder utilizarla o destruirla.

Parte de esta chatarra, como las piezas mecánicas de automóviles en desuso o las ruedas de un cochecito roto, se destina a la venta. Otra parte, como la vieja bañera o la carrocería de un coche destrozado, se funden de nuevo. Unas grandes máquinas la prensan hasta reducirla a bloques cuadrados. Después, estos- bloques se llevan a una fundición. Con la chatarra fundida se fabrican nuevas bañeras, nuevos automóviles y otros objetos de metal.

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.